Presentacion

¿Qué es EmprendeBox?

EmprendeBox te ayuda a planificar, desarrollar y crear tu negocio en el sector de muebles. Tenemos años de experiencia en el sector del mueble, con 6 tiendas colaboradoras en España y dos más en nuestro país vecino, Portugal.

En los próximos 5 años comenzaremos nuestra expansión por Francia, con la apertura de una tienda al año. La venta de muebles es un negocio complejo, con númerosas marcas bien posicionadas. Cada día es más importante la especialización en un tipo de mueble concreto.

¿Qué vas a encontrar en esta web? Te contaremos nuestra experiencia en el sector, nuestra estratégia y los pasos que vamos dando.

Actualmente hay varios tipos de muebles que el mercado demanda y con una buena proyección:

  1. Sillones con funciones extra (ver ejemplo en esta página)
  2. Mobiliario de oficina (ver ejemplo en esta página)

A nuestro juicio, tanto los muebles de oficina como cierto tipo de sillones (de masaje y/o relax) tienen un mercado importante y pueden crecer en ventas. Los ejemplos que hemos enlazado anteriormente tienen una característica especial, no han sido elegidos al azar: venta online.


En efecto, la tendencia anual indica que internet es un canal de ventas cada día más importante en la venta de mobiliario. Internet es cada día más el presente, no el futuro. Los potenciales clientes tienen acceso rápido a diferentes catálogos de sillones, mesas, muebles de oficinas... y es sencillo comparar precios y calidades. De ahí que internet además de un canal de venta importante, es fuente de información para quien desea comprar un nuevo mueble, sillón o sofá.


En EmprendeBox NO vendemos online. Esta no es nuestra web corporativa ni nuestro canal de ventas. Aquí hablamos de mobiliario, sillones y todo lo que supone montar un negocio online dentro de este sector.


Dónde adquirir el mobiliario para nuestro comercio

Antes de crear un nuevo local o empresa dedicado a vender mobiliario hay varios factores a estudiar. Uno muy básico que generalmente se pasa por alto es quién será nuestro proveedor de sillones, o proveedores en caso de tener un catálogo más extenso.

Esto, a priori sencillo entraña sus riesgos. Para un vendedor de muebles pequeño, resultará interesante contactar y tratar directamente con el fabricante. Actualmente, con la desolocalización los talleres y fabricantes se ubican mayoritariamente en Asia.


Llegados a este punto, traer un pedido de mobiliario desde dichos países requiere una inversión importante, dedicar tiempo y recursos a gestionar el papeleo, posibles riesgos de rotura de material, etc. A cambio, el coste por cada mueble, silla o sillón es relativamente bajo.


Esta opción requiere disponer de espacio suficiente para almacenar y conservar en buen estado todo el material comprado, más el riesgo potencial que entraña tener un stock importante de mesas y sillones en almacén.

Otra ventaja es que al cerrar un venta con nuestros clientes, tenemos el material listo para entregar mientras que la competencia suele tardar entre 30 días y hasta dos meses en llevar el mueble comprado al domicilio del cliente.

En el otro caso, adquirir los muebles a un distribuidor cercano reduce notablemente los riesgos a que exponemos nuestro negocio.

No requiere una gran inversión en stock, normalmente es posible hacer las adquisiciones en pequeños lotes o incluso bajo pedido. Asimismo no requiere que dediquemos tiempo a localizar diferentes talleres, tratar con aduanas, concertar el transporte... Sin duda la principal ventaja es no exponernos a un gasto importante en stock, con el riesgo en cuanto a contabilidad y el factor demanda/ventas.


En sus desventajas: el coste por cada mueble es más alto y no ofertaremos algo especialmente diferente del resto de competidores.


Este es un primer paso, la decisión que tomemos en cuanto a cómo y dónde adquirir el mobiliario marcará la línea de negocio de nuestro comercio. En futuras entregas continuarémos hablando de otros importantes factores a la hora de montar un negocio o comercio de venta de muebles y sillones.

Comprar en línea
Validar el producto o servicio elegido